Como una forma de facilitar el acceso y uso de la ley de tramitación electrónica, que este domingo 18 de diciembre comenzó a implementarse en las jurisdicciones de Santiago, San Miguel, Concepción y Valparaíso, el Poder Judicial realizará una serie de talleres en el uso de la Oficina Judicial Virtual (OJV).

De esta forma, desde el martes 20 de diciembre hasta el jueves 12 de enero, el Departamento de Desarrollo Institucional (DDI) de la Corporación Administrativa del Poder Judicial realizará un programa de capacitaciones para todos los abogados que quieran informarse sobre el uso de la OJV (www.oficinajudicialvirtual.cl), en relación con el ingreso de demandas, escritos y documentos de la Ley de Tramitación Electrónica.

El objetivo de estos cursos -que se realizarán de manera gratuita en el auditorio de los Juzgados Civiles de Santiago (Huérfanos 1409, piso 4° ) y en el salón multipropósito ubicado en el subsuelo del Palacio de los Tribunales (Compañía 1140)- es que los profesionales aprendan el uso de esta plataforma, que facilitará el acceso a una justicia moderna y transparente, mejorando la eficiencia, seguridad y trazabilidad de causas, permitiendo a los abogados conocer el estado de sus causas desde cualquier computador, salvo en aquellos casos de reserva legal.

Las fechas de estas capacitaciones son las siguientes:

capacitaciones2

 

Para inscribirse a estos cursos de debe enviar un correo electrónico a la casilla fgonzalezb@pjud.cl.

Adicionalmente, se ha puesto a disposición de los abogados y usuarios, una nueva página web (www.tramitacionelectronica.cl, que incluye la nueva ley, videos explicativos y preguntas y respuestas frecuentes, entre otros contenidos) y un centro de llamados (222804500), que atiende de lunes a viernes, de 8:00 a 17:00 horas, y que será reforzado, para recoger todas las dudas y donde, incluso, orienta y ayuda a los abogados a tramitar electrónicamente desde sus computadores.

Sobre la Ley de Tramitación Electrónica:

La Ley de Tramitación Electrónica (nº 20.886) ha funcionado normalmente en las distintas jurisdicciones del país y establece la tramitación digital de los procedimientos judiciales, terminando con la materialidad de los procesos, modificando el Código Orgánico de Tribunales, Código de Procedimiento Civil y otras disposiciones legales.

Esta ley se aplicará a todas las causas que conozcan los tribunales indicados en los incisos segundo y tercero del artículo 5º del Código Orgánico de Tribunales, con excepción de las causas que conozcan los tribunales militares en tiempo de paz.  Es decir, aplica a Corte Suprema, Cortes de Apelaciones, los presidentes y ministros de Corte, Juzgados de Letras, Juzgados de Garantía, Tribunales de Juicio Oral en lo Penal, Juzgados de Familia, Juzgados de Letras del Trabajo y Juzgados de Cobranza Previsional.

Esta ley traerá consigo una serie de beneficios para los usuarios y abogados. Los beneficios son:

  • Mayores estándares de seguridad y disponibilidad de la información durante todo el proceso judicial (se elimina la posibilidad de extravío y pérdida de archivos y expedientes. Además se tiene registro de las diferentes etapas que se encuentra la tramitación de cada causa y disponible las 24 horas del día, los 7 días de la semana).
  • Otorga mayor transparencia y eficiencia en la tramitación, facilitando la información para los abogados y usuarios.
  • Disminución de los costos del procedimiento, que debiera de impactar positivamente a los usuarios.
  • Mejora el acceso a la justicia (esta ley permite acceder a esta información desde cualquier punto del mundo, únicamente con sólo tener acceso a un computador con acceso a internet).
  • Mejora la interconexión de los tribunales, lo que tendrá efectos en la eficiencia y rapidez de los mismos.
  • Contribuye a la preservación del medio ambiente, dada la reducción del consumo de papel.